En la manifestación, las fuerzas de seguridad golpearon a diestro y siniestro a todo aquel que piensa y quiere un cambio para esta socidad, Mimi, bateria de A Palo Seko se encontraba manifestandose, ejerciendo un derecho en apoyo a la lucha minera cuando los perros uniformados del estado le propinaron una gran paliza.

Estuvo ingresado en el hospital hasta altas horas de la noche, desde aquí queremos mandar un apoyo a todos los mineros y decir que nuestro concierto en el Aupa Lumbreiras sera un concierto para ellos, un concierto de lucha y que cada porrazo que dieron ayer será devuelto con nuesta fuerza.

Artículos Relacionados