Gojira, ultraconocidos por su música, identificables al primer riff y por unas letras relacionadas principalmente con el medio ambiente y la ecología, hicieron parada de su gira faraónica en Madrid, en la sala Arena para presentar su 5º álbum, el más oscuro, el más melancólico y el más violento a pesar de canciones generalmente más lentas. Un disco con talento y madurez que une The Way of All Flesh a From Mars to Sirius. Innovadores, abren la puerta hacia una nueva era de potencialidades que están aún por llegar.

Crónica de Kali Ghat de MetalCry.com

Les acompañaban, Hypno5e, una banda de metal experimental procedente de Montpellier (Francia), con dos álbumes en su haber (el último, ‘Acid Mist Tomorrow’, de 2012). Finalmente, Hypno5e fueron la única banda que acompañó a Gojira en su gira española. Por motivos ajenos a los promotores de las fechas españolas, los suizos Kruger han causado baja de cara a los conciertos de Madrid, Barcelona, Bilbao y Valencia.

HYPNO5E

Hypno5e fueron los encargados de calentar la sala. Utilizan una base de metal explosiva y le añaden fases psicodélicas y instrumentales que a veces pueden parecer largas. Ofrecieron temas de su álbum “Des Deux L’Une Est L’autre” y canciones de su último disco “Acid Mist Tomorrow”. Algunas partes venían pregrabadas, en francés o en español, lo que supo muy bien al público. Fue divertido cuando el vocalista cogió una mandolina y se puso a tocar.

Se fueron muy aplaudidos, dejando un buen sabor de boca en premisa a lo que nos esperaba. El tiempo de hacer algunos ajustes de instrumentos y de escenario y subieron los muy esperados Gojira.

GOJIRA

Llevaba semanas esperando este momento. Aguantaba la respiración, atenta a la inminente deflagración, mientras la multitud cantaba: “¡GO-JI-RA!”, continuamente.  Y por fin, llegó el momento en el que la fusión espiritual del cuerpo, la mente y la naturaleza se expresó a través de la música con sutilezas melódicas casi etérea.

Abrieron con “Explosia” con tal violencia que la sala se quedó atónita. Hubó que esperar el segundo tema, “Flying Whales” para que el público se hiciera completamente participe del espectáculo y empezara con pogos y hanbangings sin parar. Los ritmos cortados y la voz de Joe Duplantier iban en perfecta compenetración con los riffs agresivos.

Siguieron con “The Heaviest Matter of the Universe” y luego con  “L´Enfant Sauvage” que da su nombre al álbum. Jo presentó el tema en español. Sonó equilibrada, en línea con lo que hacen, alternando pasajes violentos, y otros más sosegados.

Tocaron canciones de todos los discos, excepto Terra Incognita. La voz de Jo era tan impresionante como siempre. “Liquid Fire” terminó de embrujar al público. Fue muy emocionante la acogida que les daba a cada canción, como si fuesen agradecimientos por la felicidad que habían venido a proporcionarnos. Y más aun cuando varias veces, Jo se lanzó a hablar en español. No lo hizo nada mal y con mucho humor, intercalando a veces palabras en inglés, idioma que domina a la perfección.

Luego volvió al inglés para introducir el tema “Remembrance” que presentó como un regreso a la esencia, de los comienzos de Gojira.

Mario tocó un solo de batería “You Ride” para el deleite del público y después intercambió posición con Jo que se pusó a la batería. Fue sorprendente ver que la voz de Mario tiene mucha calidad, herencia familiar sin duda. Cantó y tocó la guitarra en una canción que desconozco. Mientras tanto Jo se esmeraba a la batería, haciendo unas muecas como si estuviera poco convencido de lo que hacía. Estos detalles, esa actitud desenfadada sedujo al público.

Siguieron sucesivamente “Wisdom Comes”, “Oroborus”, “The axe” y “Toxic Grabage Island”. Terminaron con el ultraconocido y amado “Vacuity” y se fueron……..para volver e interpretar para el encore “The Gift of Guilt” con un tapping dantesco de Jo que a la vez tiraba las púas al público.

Oscuros en sus letras y precisos en su ejecución, Gojira nos dejó a todos asombrados. Tanto al público común, como a los numerosos artistas/músicos que estaban presentes.

Cerca del death metal melódico, Gojira nos dió tanto en el escenario como en sus álbumes una atmósfera increíble con una técnica irreprochable. Un directo coherente, líneas de voces demenciales, letras muy inspiradas. La puesta en escena era sencilla, enorme a la vez y proyectaba grandes contrastes…

La escenografía estaba increíblemente lograda. Una mezcla de simplicidad e innovación con la cabeza de “l´Enfant Sauvage” de fondo que cambiaba de colores en función del tema o de la profundidad y seriedad que se quería dar a las canciones. El público gritaba a cada cambio, maravillado por los efectos de luces que parecían de ensueño o del propio infierno y nos llevaban a otra dimension.

Y terminó el concierto, con un público completamente conquistado pero que quería más y más. Jo de forma muy divertida nos invitó a irnos a casa a descansar. Mientrás que Mario, amante de surf cogió un bodyboard lo tiro encima del público y se pusó de pie encima. Un mensaje casi subliminal, del artista soportado por sus fans, con plena confianza y entrega.

Más tarde en la noche, ellos mismos fueron quienes se acercaron y pudimos hablar con ellos en privado y confirmar que están muy a la alttura de sus pretenciones tanto cómo músicos cómo personas. Sencillez, carisma y amabilidad son propios de ellos. Son muy concientes de que sin el público no existirían y están dispuestos a darlo todo. Dijeron estar muy contentos con el concierto, la respuesta del público y su interacción. Luego cogieron rumbo a Barcelona muy a nuestro pesar.

Un gran aplauso con el personal de sala Arena y Last Tour International. Luces, sonido, staff… Todos actuando con una milimétrica precisión, rapidez y gran profesionalidad. Todos los intercambios se hicieron en inglés y/o francés  perfecto lo que daba un ambiente muy relajado, divertido y sin lugar a confusión.

Hoy Gojira son una referencia en la escena francesa e internacional. Han conquistado el mundo con esta gira y han dejado muy claro que no van a dejar de sorprendernos

Esperamos con impaciencia el EP de Sea Shepherd para diciembre con “Of Blood And Salt“. Reafirmando  su compromiso con la organización,  su activismo verde y su proximidad con la naturaleza.

¡Chapeau, Gojira! Seguro que el sexto album será la consagración definitiva.

SETLIST:

  1. Explosia
  2. Flying Whales
  3. Backbone
  4. The Heaviest Matter of the Universe
  5. L’Enfant Sauvage
  6. Liquid Fire
  7. Remembrance
  8. Wisdom comes
  9. Oroborus
  10. Solo you ride
  11. The Axe
  12. Toxic Garbage Island
  13. Drum Solo
  14. The Axe
  15. Vacuity

    Encore:The Gift of Guilt

    Crónica de Kali Ghat de MetalCry.com