El pasado 28 de Diciembre despertábamos, una vez mas, con una trágica noticia dentro del mundo del rock. Jimmy “The Rev” Sullivan, batería del grupo, era encontrado muerto debido a una mala combinación: medicamentos y alcohol.

A sus 30 años de edad, Jimmy, dejaba Avenged Sevenfold en el punto mas alto de su carrera, tanto a nivel musical como de reconocimiento entre el publico y los medios. Es seguro que la pesadilla de sus compañeros continua a día de hoy, y así han querido titular su nuevo álbum: “Nightmare”.

Crítica de Alberto López de Metal Symphony

 

La trágica noticia los sorprendió metidos de lleno en la composición de este disco, así que decidieron buscar un sustituto temporal de cara a la grabación y posterior gira de presentación. Dos meses después anunciaban quien seria el encargado de dichas tareas: Mike Portnoy (Dream Theater, Transatlantic…), quien, casualidad o no, era uno de los mayores ídolos del fallecido.

Así pues, en este “Nightmare” encontramos a unos Avenged Sevenfold diferentes, pero que afianzan como nunca su sonido. Atrás quedaron discos como el “Waking The Fallen” donde M. Shadows se dejaba, literalmente, la garganta con voces desgarradoras a más no poder y su metalcore era de los mas caóticos dentro del género. Ahora tenemos a un grupo más maduro, quizá demasiado accesibles para el metalcore, pero aun así demasiado arrolladores para los seguidores más heavys.

En este nuevo disco siguen predominando los temas largos y elaborados pero más sentimentales, oscuros, tristes, melancólicos, agresivos y grandilocuentes que nunca. Y es que es un álbum en donde se respiran los trágicos sucesos de hace unos meses, y donde el homenaje a “The Rev” se hace patente en cada mínimo detalle. Desde la portada, con la lapida en la que podemos leer “foREVer”, pasando por el libreto, y llegando a cada uno de los cortes que conforman este LP.

Para empezar tenemos el tema que da titulo al disco, en el que reúnen todos los elementos que les han hecho ser amados y odiados a partes iguales: mas de 6 minutos, la inconfundible voz de M. Shadows, ese cierto aire heavy que se gastan en algunos momentos, afilados solos y tremendos cambios de ritmo.

En la senda de su gran éxito “A Little Piece Of Heaven” tenemos temas como “Victim”, “Save Us” o “Buried Alive” combinando ternura y rabia con unas guitarras afiladas, pesadas y oscuras y unos ritmos cambiantes, sacando a relucir su rama rockera, así como su lado mas metalero.

Mucha mas agresividad y rapidez encontramos en “Natural Born Killer”, que posiblemente sea el corte mas acelerado de todo “Nightmare”, “God Hate Us” o “Danger Line”.

Y para finalizar tenemos los temas mas oscuros, tiernos y lentos donde se incluyen pasajes y melodías que te pondrán la carne de gallina. Como ejemplo esta el comienzo de “Fiction”, con su melodía desgarradora de piano, que fue lo ultimo que grabo Jimmy tres días antes de dejarnos para siempre, o “Save Me” en donde podemos escuchar la voz de M. Shadows cantarnos un “…tonight all we die young” de lo mas significativo.

En definitiva un gran disco, cargado de sentimiento, en el que A7X afianzan su sonido y demuestran el gran nivel que poseen y que, incluso inmediatamente después de una perdida tan grande, son capaces de dar lo mejor de si mismos. Y es que ya lo dijo Freddy Mercury: “Show Must Go On”.

Alberto López

Temas:
1. Nightmare
2. Welcome To The Family
3. Danger Line
4. Buried Alive
5. Natural Born Killer
6. So Far Away
7. God Hates Us
8. Victim
9. Tonight The World Dies
10. Fiction
11. Save Me

Crítica de Alberto López de Metal Symphony

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.